martes, 27 de agosto de 2013

De farol.-



Tras reciente y breve periplo por tierras granadinas (en magnífica compañía, por cierto) aparte de disfrutar de aquella ciudad y su gente, y de gozar de la belleza de sus monumentos, nos hemos traído el recuerdo de la huella hispalense en una de sus plazas, la llamada de Bib-Rambla.

Trátase de plaza muy principal en aquella urbe, con numeroso comercio, tabernas y colmados, y se decora con fuente de bella factura.



Consérvanse en ella farolas de bronce de elevado porte y singular belleza, lo que llamó nuestra atención, a la par que por su hermoso diseño y elegante prestancia.


Al acercarnos a una dellas, comprobamos, no sin cierta alegría, que se trataba de pieza realizada en 1892 en el taller de “Pérez Hermanos” o "San Antonio" en nuestra amada ciudad de Sevilla, lo que nos llevó a hacer una pequeña averiguación, comprobando que dicha industria estuvo radicada en el número 81 de la calle de San Vicente y que de sus instalaciones salieron no pocas farolas para plazas sevillanas como la de San Francisco, aunque por desgracia el tiempo y la desidia se han desecho de las mismas.



Quede por tanto constancia de cómo, también en cuestión de farolas “nunca se es profeta en su tierra” y de cómo por desgracia poco valoramos nuestro patrimonio.  



No hay comentarios: